Cueva de Murcielagos

CUEVA  DE LOS MURCIÉLAGOS.-

En la naturaleza existen millones de seres vivos que muchas veces causan miedo, admiración, respeto o cualquier manifestación del ser humano a favor o en contra de ellos, unos de ellos son los murciélagos que con sus múltiples variedades, colores y tamaños, muchas personas no apreciamos estos inofensivos quirópteros.

murcuelagos5murcuelagos2murcuelagos7

Los murciélagos son los únicos mamíferos capaces de volar, y dada su gran variedad tienen diferentes tipos de alimentación entre estos están: las frutas, insectos, peces, pequeños animales, hasta incluso existe una especie que se alimenta de sangre.

En esta cueva el murciélago que predomina es el nariz de hoja que se encuentra en gran número, esta especie se alimenta de insectos, ciertos es que al inicio nuestros visitantes en su mayoría tiene mucho miedo pero al encontrarse con una realidad diferente, se familiarizan con ellos, los acarician, los admiran sobre todo cuando encontramos a las madres con sus bebes en sus brazos y por supuesto no se deja pasar por alto tomarse unas hermosas fotos con ellos.

 

Con toda seguridad a la mayoría de personas, estos animalitos causan miedo y repugnancia, por eso queremos ampliar vuestro conocimiento con información técnica acerca de estos seres vivos que Usted puede tener la oportunidad de conocerlos personalmente:

Los murciélagos o quirópteros  son un orden de mamíferos voladores cuyasextremidades superiores se desarrollaron como alas. Mientras que otros mamíferos como la ardilla voladora o los dermópteros sólo planean distancias limitadas, los murciélagos son los únicos que son realmente capaces de volar. La estructura del ala abierta es muy similar a la de una mano humana abierta y cubierta por una membrana.

Excepto por las especializaciones para el vuelo, los murciélagos se hallan muy cerca de los insectívoros; no obstante, se separaron pronto del tronco común placentario y sus características estaban ya fijadas en el Eoceno.

Si bien la longevidad de los mamíferos suele guardar relación con el tamaño del animal (más exactamente con su periodo de crecimiento), el murciélago presenta una excepción a esta regla. Pueden llegar a vivir 15 años o incluso más.

Alimentación.- La mayoría de los murciélagos son frugívoros o se alimentan de pequeños insectos. Como todo depredador en la cadena alimenticia regula la población de las especies de las cuales se alimenta. Cumplen un papel muy importante en la naturaleza, como polinizadores, dispersores de semillas y controladores de plagas de insectos.Existen únicamente tres especies que se alimentan de sangre, de las cuales dos lo hacen de aves y sólo el vampiro común (Desmodus rotundus) lo hace de mamíferos grandes, principalmente de ganado en zonas con potreros. Los ataques de estos murciélagos a humanos son poco frecuentes aunque no demasiado extraños.

Sentidos.- Contrariamente a las creencias populares, no son ciegos, ya que muchos además de su sistema de sonar, emplean la vista para diferentes actividades. A diferencia de los micromurciélagos, los megamurciélagos emplean la visión para orientarse y localizar a sus presas (un único género ha desarrollado un mecanismo de ecolocación que utiliza sólo cuando vuela en total oscuridad). Los ojos de los megamurciélagos están más desarrollados que los de los micromurciélagos y, en general, ningún murciélago está totalmente ciego; incluso los micromurciélagos pueden utilizar como señales durante el vuelo objetos muy visibles del terreno para regresar a su refugio.Todos los micromurciélagos, al igual que los cetáceos, poseen un mecanismo de sonar que les permite percibir su entorno y, en el caso de las especies insectívoras, también les permite localizar a sus presas sin necesidad de usar el sentido de la vista o del olfato: es la ecolocalización. Consiste en la emisión de sonidos de alta frecuencia (ultrasonidos, inaudibles para nuestra especie), que después de chocar con los objetos, se reflejan a modo de eco y son captados por los oídos del murciélago, que sí los percibe. Al igual que el sonar, este sistema los capacita para conocer la posición, la distancia relativa e incluso el tipo de objetos que hay a su alrededor. De esta manera el murciélago puede volar en total oscuridad, y podría afirmarse que es capaz de ver acústicamente. Las señales emitidas tienen una frecuencia y una modulación características en cada especie. Los pulsos de sonido son generados en la laringe del animal y, según la especie, son emitidos por la boca o por los orificios nasales.

Hibernación.- Entran en estado de hibernación con más rapidez y facilidad que cualquier otro mamífero; los murciélagos se suelen conservar vivos en los laboratorios en el interior de frigoríficos. En cuanto es colocado en uno, el murciélago hace descender la temperatura de su cuerpo y entra en estado latente. Los latidos de su corazón disminuyen de 180 a 3 por minuto y sus movimientos respiratorios pasan de 8 por segundo en actividad a 8 por minuto en reposo. Si han acumulado suficiente grasa, como generalmente hacen desde principios de otoño al comenzar a prepararse para la hibernación, puede sobrevivir durante muchos meses a temperaturas frías, sin la necesidad de alimentarse durante ese período.

 

Vuelo.- Morfología de la ala de murciélago. Los murciélagos, junto a las aves, son los únicos vertebrados actuales capaces de volar; sin embargo, a diferencia de muchas aves, los murciélagos pueden volar a velocidades relativamente lentas con gran maniobrabilidad. Para ello se sirven de su sistema de sonar. El ala del murciélago es una membrana delgada denominada patagio. Está sostenida por el alargamiento de los huesos de la extremidad anterior, en concreto por el antebrazo y el segundo dedo en su borde delantero, y por los dedos tercero, cuarto y quinto en su borde trasero. La unión del patagio con el cuerpo se realiza a lo largo de la línea media del tronco y en varias especies se extiende entre ambas extremidades posteriores y la cola. El dedo primero o dedo pulgar de la extremidad anterior es el único que está libre y, al igual que los dedos de los pies, tiene uña.

Reproducción.- Los animales forman con frecuencia nidos para la cría, con muchas hembras dando a luz en la misma área, que puede ser una cueva, un hueco en un árbol, o una cavidad en un edificio. Las madres presentan dos glándulas mamarias en el pecho y en los hombros. La madre cría a los recién nacidos en solitario.

Un murciélago recién nacido puede colgar de la madre y ser así transportado, aunque pronto se vuelven demasiado grandes para esto. La habilidad para volar es congénita, pero al nacer las alas son muy pequeñas para lograrlo.

 

Comments are closed.